martes, 23 de septiembre de 2008

Excursión 008: Las Canchas

FICHA TÉCNICA
Inicio: Aparcamiento de La Barranca. Navacerrada
Final: Aparcamiento de La Barranca. Navacerrada
Tiempo: 3 a 4 horas
Distancia: 9,8 Km 
Desnivel [+]: 426 m 
Desnivel [--]: 432 m 

Tipo: Circular
Dificultad: Baja
Pozas y agua:
Ciclable: 
Valoración: 4
Participantes: 9

MAPAS

* Mapas de localización y 3D de la ruta























PERFIL
* Perfil, alturas y distancias de la ruta












TRACK 
* Track de la ruta (archivo gpx) 


PANORÁMICA 3D GOOGLE EARTH
RESUMEN
Nueva recorrido por el Valle de la Barranca, similar al realizado en la excursión 2, pero en sentido contrario.

Lo iniciamos en el aparcamiento que hay frente al hotel de la Barranca, y en suave pendiente remontamos la pista que pasa a la izquierda del Embalse de Pueblo de Navacerrada y a los pocos metros el del Ejército del Aire. Tras cuatro grandes curvas, pasando por la zona recreativa de las Vueltas y la fuente de Mingo, a unos 2,5 Km del inicio, tomamos el desvío que nos llevó a la fuente de la Campanilla, donde descansamos a la sombra de su inagotable y fresquita agua.

Proseguimos en dirección al Mirador de las Canchas, que alcanzamos tras otros 2,5 Km de cuesta. Las Canchas es el mejor mirador de La Maliciosa de todo Madrid. Desde él tenemos una amplia panorámica del Valle de la Barranca y su entorno.

Tras el descanso, para contemplar con deleite las panorámicas más espectaculares del valle, iniciamos el descenso, continuando por la pista que nos lleva, tras una gran curva y otra más suave, a la explanada del antiguo hospital de tuberculosos de Navacerrada, llamado Walpurgis, ya que en sus ruinas, León Klimovsky rodó en 1971 la película de terror "La Noche de Walpurgis", basada en la vampiresa Condesa Wandessa. Ya nada queda del hospital reconvertido en plató de cine, las excavadoras devolvieron al paisaje su inicial estado, sólo un cartel recuerda a los visitantes su anterior destino.

Continuamos el descenso hasta el aparcamiento por la Senda Ortíz, que nos ofreció inmejorables vistas del Embalse de Navacerrada y del pueblo, en cada claro de su frondoso bosque de pinos silvestres.

El broche de oro de esta estupenda mañana de paseo fue una estupenda comida en el pueblo de Navacerrada.
Paco Nieto

FOTOS

No hay comentarios:

Publicar un comentario